Programa antitabaco de MUFACE 2020


22 Ene, 2020

muface

Ya está disponible en la web de MUFACE el protocolo de actuación para la asistencia al tabaquismo, incluida en la cartera de servicios comunes de Atención Primaria del SNS y contemplada, asimismo, en el Concierto de Asistencia Sanitaria 2020-2021 firmado con las distintas entidades aseguradoras. Los mutualistas adscritos a cualquiera de las aseguradoras privadas podrán acogerse a las medidas contempladas en este programa, si bien también son válidos otros protocolos emitidos por organismos oficiales y entidades sanitarias. Por su parte, los mutualistas de adscripción al INSS seguirán los programas o protocolos del correspondiente Servicio Público de Salud.

Requisitos

Recientemente, el Ministerio de Sanidad ha incluido en la financiación del SNS dos medicamentos –el Champix® (Vareniclina) y el Zyntabac® (Bupropion)- para tratamientos de apoyo a la deshabituación tabáquica. Esta financiación, en vigor desde el 1 de enero, está sujeta a determinadas condiciones, tales como que los pacientes sigan un programa de apoyo o atención al tabaquismo, con motivación expresa para dejar de fumar, que fumen 10 cigarrillos o más al día y tengan, además, un alto nivel de dependencia, calificado por el test de Fagerström en un índice igual o superior a 7. 

El programa antitabaco de MUFACE define estas actividades de diagnóstico, así como la valoración y delimitación de la fase del proceso de abandono y las intervenciones para el tratamiento y seguimiento de las personas fumadoras.

Con cargo a la prestación farmacéutica se financiará un intento anual por paciente para dejar de fumar con apoyo farmacológico. Cada prescripción se realizará por un envase, lo que equivale a un mes de tratamiento, debiendo valorarse la evolución de la efectividad del tratamiento para su continuidad que se extenderá, como máximo, hasta las doce semanas.

Con receta y un 70% en caso de aprobarse el tratamiento, este será prescrito mediante receta tanto para mutualistas de adscripción a entidades de seguro como adscripción al INSS. Se hará mediante receta electrónica en aquellas comunidades autónomas donde ya esté implantada. En el resto, será necesaria la prescripción mediante receta en papel validada por el servicio provincial correspondiente mediante el sello más la fecha de validación o visto bueno. Como todos los medicamentos que van en receta se financia el 70 por ciento. El  30 por ciento restante es aportación del usuario.

Para más información, se puede consultar todo lo relativo al programa antitabaco en la web de MUFACE, dentro del apartado de Prestaciones Sanitarias.